Estás aquí: Inicio » Guía del Inversor » Apalancamiento financiero

Apalancamiento financiero

apalancamiento

Al apalancamiento financiero se lo denomina al efecto que tiene el endeudamiento (es decir, invertir con dinero prestado) sobre la rentabilidad.

Básicamente, apalancamiento es la relación entre capital propio y a crédito invertido en una operación financiera. Es decir que, si reducimos nuestro capital inicial a aportar, se produciría un aumento de la rentabilidad obtenida.

De esta manera, un incremento del apalancamiento se aumenta el riesgo de la operación, en base a que existe menos flexibilidad o mayor posibilidad de insolvencia.

A modo de ejemplo, si usted busca invertir en warrants u opciones: el inversor paga una cantidad de dinero “pequeña”, denominada prima, y obtiene iguales oportunidades de negociar como si hubiera colocador valores muy superiores. A consecuencia de esto es que en los mercados financieros, con pequeñas cantidades de dinero pueden hacerse inversiones voluminosas.

El apalancamiento financiero se asemeja con la rentabilidad de la inversión (ROI), y con la rentabilidad de los recursos propios (ROE):

Rentabilidad Financiera = Rentabilidad Económica x Leverage o Apalancamiento

Calculo del Apalancamiento Financiero

Como primer paso, calcular la utilidad por acción (UPA):


Referencias:

  • UAII: Utilidad Antes de Impuestos
  • I: Intereses anuales de la deuda por apalancamiento
  • t: tasa del impuesto
  • NA: número de acciones emitidas

Con ello, calcular mediante la fórmula del Grado de Apalancamiento Financiero:

Vea cómo calcular el apalancamiento financiero con excel en el video a continuación. Asimismo, podrá descargar el archivo aquí:

Otros tipos de apalancamiento

Cuando hablamos de inversiones en bolsa, preferentemente, existe un término que es bien conocido por los especuladores: el apalancamiento. Se trata de la relación entre capital propio y crédito invertido en una operación financiera.

Lo que se busca con el apalancamiento es reducir el capital inicial que es necesario aportar, produciendo así un aumento de la rentabilidad obtenida. El incremento del apalancamiento también aumenta los riesgos de la operación, dado que provoca menor flexibilidad o mayor exposición a la insolvencia o incapacidad de atender los pagos.

Existen diferentes tipos de apalancamientos, entre los que se destacan el apalancamiento operativo y el apalancamiento financiero que ya explicamos.

Apalancamiento Operativo

Sabemos y tenemos bien en claro que en la empresa hay costos fijos de operación, que no dependen de la actividad.

Lo que se produce con un aumento de la producción (junto a un aumento del número de unidades fabricadas) es un incremento de los costes variables y otros gastos que también son operativos para el crecimiento, pero no de los costes fijos, por lo que el crecimiento de los costes totales es menor que el de los ingresos obtenidos por la venta de un volumen superior de productos, con lo que el beneficio aumenta de forma mucho mayor a como lo haría si no existiese el apalancamiento (si todos los costos fuesen variables).

El apalancamiento operativo es básicamente una de las herramientas que la empresa utiliza para producir y vender, esas herramientas son las maquinarias, las personas y la tecnología. Cuando no existe apalancamiento, se dice que la empresa posee capital inmovilizado, eso quiere decir, activos que no producen dinero.

2 Comentarios

  1. Muy interesante y conocemos más de lo que se ha aportado a nuestro conocimiento por experiencia.

  2. Muy buena explicación, muy clara.

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

*

Scroll To Top